El vaso con hielo

EL VASO CON HIELO

Un día el  maestro le dijo a su discípulo…

Toma este vaso con hielo y trata de sumergir el hielo dándole un solo empujón– solicitó el maestro entregándole el vaso–.Hazlo de tal forma que el hielo permanezca la mayor cantidad de tiempo sumergido.

El joven aburrido le comenta , le estoy hablando de algo importante y ¿usted quiere que sumerja este hielo?

Confía en mi, todo tiene sentido en la vida, empuja el hielo.

El muchacho se sintió un poco ridículo, el hielo se sumergió unos pocos segundos en el agua y luego volvió a la superficie. Lo volvió a hacer y luego el hielo nuevamente regreso a la superficie.

El maestro escucho sus suposiciones y luego le dijo: Cuando uno tiene traumas de niño , como te explique antes, las emociones de estos episodios afloran a la superficie .  Si tu sumerges y bloqueas estas emociones, como muchas veces lo hacemos, es como empujar el hielo hacia abajo. Pero como hemos visto el hielo siempre regresa.

A diferencia del hielo al que vemos floreciendo del agua , nuestras emociones bloqueadas  florecen pero no las vemos, es decir no somos conscientes de ello. La única forma de que estas emociones no regresen es disolverlas, como el hielo en el agua. Esto se logra con paciencia y elevando la temperatura del agua. O sea elevar la temperatura emocional y volver a integrarnos como personas.

No podemos pensar que somos un Robot y seguir ignorando nuestras penas…Tenemos que entender que hay un aspecto emocional y otro racional y es necesario integrarlos para que seamos felices.

Continuó...Si una persona viene a contarte algo muy triste, puedes taparle la boca para no escucharla, pero igual te comunicará su tristeza con su expresión y sus lágrimas ; eso no lo puedes evitar.

Dentro de nosotros hay una persona con emociones  de dolor y nosotros le tapamos la boca para no oírla, ocultándola y sumergiéndola en nuestro interior. Pero recordemos que esa persona también llora, y cada lagrima aflora en nosotros e   influye en nuestra conducta sin que nos demos cuenta.

!!!!Esta bien dijo el discípulo, por donde comienzo¡¡¡

 

 

Como lograr fortaleza espiritual y emocional